Más mujeres líderes significa futuro y progreso para la sociedad: Vicepresidenta

Compartir

La alta funcionaria participó en un panel, en el marco del Encuentro Anual de Juventud en San José, Costa Rica.-“Donde no hay democracia, no hay futuro ni sueños para los jóvenes”, resaltó, con vehemencia.Con un llamado a los jóvenes y mujeres de Latinoamérica a creer en las instituciones, en la democracia y en su potencial, como factores de transformación en la región, la Vicepresidente y Canciller Marta Lucía Ramírez participó en el panel ‘Contexto Político Latinoamericano para el próximo quinquenio. El rol de la mujer y su trabajo en el fortalecimiento de las Instituciones’, organizado por el Instituto Casla, en el marco del Encuentro Anual de Juventud en San José, Costa Rica, y en el que participaron, entre otros, la excanciller de Bolivia Karen Longaric y la exdiputada venezolana María Corina Machado.
En medio del diálogo, moderado por la Directora Ejecutiva del Instituto Casla, Tamara Suju, la Vicepresidente enfatizó en la importancia del empoderamiento femenino en el continente. “Si la mujer entra de lleno a la economía y al ejercicio del liderazgo, vamos a tener la oportunidad de convertir a América Latina en una región desarrollada, en una región que influya en la comunidad internacional. Más mujeres en la economía, en el liderazgo y en la política, significa futuro y verdaderas oportunidades de progreso para nuestras sociedades”.


Así mismo, subrayó que es momento de dar saltos sin precedentes. “Hoy tenemos que dar un paso mucho más audaz: lograr las cuotas paritarias, preparar a las mujeres, generar condiciones para que sean elegidas y tengan vocería. Saber que donde no hay democracia, no hay futuro ni sueños para los jóvenes. Tenemos que asegurarnos de que cualquier quebrantamiento de la democracia, implique una reacción inmediata y oportuna de la comunidad internacional y de nuestras propias sociedades”
Agregó que la sociedad latinoamericana debe entender que es en las mujeres en donde está el verdadero desarrollo y la fuerza que necesita la región para salir a flote de las dificultades. “América Latina y el Caribe tienen cosas importantes que mostrar, pero, además, un gran terreno por abonar. Lograr nosotros una participación equitativa de la mujer en todos los frentes y en todos los campos, debe ser una meta y un compromiso”.
Por su parte, María Corina Machado destacó que es necesario arropar a la institucionalidad y protegerla, por encima de intereses personales. “Estamos en un momento definitivo y decisorio para el futuro de América Latina. No hay un sólo país del hemisferio occidental que no esté hoy bajo el peligro que busca socavar la institucionalidad democrática y acabar con las democracias liberales”.