¡Alerta! Neiva, la ciudad con más casos dengue grave registrados en el país

Compartir

De acuerdo a las últimas cifras en temas epidemiológicos, ya son 3.335 casos de dengue notificados en la capital opita en lo que va del 2019, de los cuales 182 son por dengue grave

Las alarmas de las autoridades de la salud están encendidas principalmente en las comunas 6, 9 y 10, donde se ha presentado un mayor número de casos, siendo los menores de 14 años los más afectados por ésta crisis epidemiológica.

La recomendación de los profesionales de la salud es que en caso de presentar síntomas como: fiebre superior a los cuarenta grados centígrados (40°C), dolor de cabeza fuerte, dolores musculares, articulares y oculares, náuseas o vómitos y que duren entre dos y siete días, es necesario acudir a su centro de salud más cercano.

Es necesario tener en cuenta que el dengue grave puede acarrear complicaciones devastadoras en su salud o la de su familia, incluso puede llegar a ser mortal. Es por ello que se recomienda que desde su hogar se realicen buenas prácticas con el fin de prevenir la proliferación del Aedes aegypti, mosquito transmisor del dengue.

Cómo se transmite

De acuerdo a información recopilada por la Organización Mundial de la Salud (OMS), los seres humanos se infectan por picaduras de hembras infectadas, que a su vez se infectan principalmente al succionar la sangre de personas infectadas.

El virus infecta el intestino medio del mosquito y luego se extiende hasta las glándulas salivales en un período de entre 8 y 12 días. Tras este período de incubación, el mosquito puede transmitir el virus a las personas al picarlas con fines exploratorios o alimentarios.

Su casa puede ser el principal criadero

Los mosquitos se encuentran en estadios inmaduros en el agua, sobre todo en recipientes artificiales muy próximos a viviendas y, a menudo, en espacios interiores.

Los estudios sobre el radio de vuelo indican que la mayoría de las hembras de Aedes aegypti pueden pasar toda la vida en el interior de las casas en las que se han convertido en adultos o alrededor de ellas, y que suelen volar unos 400 metros de media.

Esto implica que son las personas, más que los mosquitos, quienes propagan rápidamente el virus en las comunidades o lugares donde residen o de una comunidad o lugar a otro.