¿Podemos limitar nuestros correos al enviarlos? ¡Aquí la manera de hacerlo!

Si después de recapacitar al respecto, aún sigue vigente la necesidad de enviar vía correo electrónico este tipo de información sensible, hay que hacerlo tratando de conservar la confidencialidad de la misma en todo momento.

En esta época donde los datos “valen oro”, literalmente, es menester protegerlos. Por lo mismo, ¡antes de transmitir información confidencial hay que pensarlo dos veces!

Así las cosas, es posible hacer dicha transmisión de mensajes y archivos adjuntos usando el modo confidencial de Gmail para proteger este tipo de información al establecer límites sobre lo los destinatarios con dicho correo electrónico podrán hacer a nivel de:

  • La configuración de una fecha de vencimiento,
  • Solicitud de una contraseña,
  • Restricción de opciones a nivel de reenvío.

Este tipo de restricciones pueden ser informadas al destinatario una vez reciba el email en cuestión. Ahora bien, pese a la disponibilidad de estas opciones, si el receptor es un usuario muy experto, es posible que pueda sobre pasar las restricciones usando software maliciosamente o algunas “mañas” para copiar la información contenida en el mensaje.

¿Cómo hacer uso del modo confidencial en la versión Web de Gmail?

Tal como se puede percibir en el siguiente GIF animado, el proceso es bastante simple:

1- Hacer clic en la opción de componer un nuevo mensaje en el sitio de Gmail,

2- En la sección inferior derecha del mensaje, proceder a hacer clic en el icono de “Activar o desactivar el modo confidencial”,

3- Configurar las opciones más indicadas para el caso en cuestión,

4- Proceder a enviar el mensaje.

Loading Facebook Comments ...

Deja una respuesta